La reforma de las pensiones se olvida de la igualdad

MADRID
28/02/2011
ANA REQUENA AGUILAR
TOMADO DE PÚBLICO.ES

Igualar la tasa de ocupación de hombres y mujeres o extender los servicios públicos de educación infantil. Son dos de las propuestas del manifiesto por la igualdad en el sistema de pensiones que ya han suscrito más de setenta asociaciones, economistas y expertas y que critica la reforma del sistema de pensiones que el Gobierno aprobó en enero. “Pedimos una política de incentivo al modelo de mujeres y hombres empleados y cuidadores en igualdad, y no al modelo de hombre empleado y mujer cuidadora sin empleo y con protección social derivada del marido”, reza el documento, que pide una reforma integral para actuar también sobre el mercado laboral y el reparto de las tareas de cuidado.

Precisamente, la reforma establece que las personas que interrumpan su empleo para cuidar a hijos menores de seis años puedan sumar nueve meses de cotización por cada uno, hasta un máximo de dos años. El anteproyecto de ley matiza que, en el caso de que los dos progenitores hayan abandonado el trabajo, sólo uno de ellos podrá beneficiarse de esta cotización. En caso de controversia, se adjudicará automáticamente a la madre.

“No se trata de compensar para que la desigualdad se haga más llevadera, sino de cambiar el sistema para que sea más igualitario y, por tanto, más sostenible”, asegura la economista, firmante del manifiesto, Carmen Castro. La estadística es clara: las mujeres son abrumadora mayoría (el 94,5%) entre las personas con excedencias para dedicarse a tareas de cuidado. Según la EPA, lo son también en el empleo parcial, fundamentalmente por tres motivos: por ser responsables del cuidado de familiares, por estar al cargo de otras responsabilidades familiares y por no haber encontrado trabajo a tiempo completo. “Estas medidas incentivan que las labores de cuidado sigan residiendo en las mujeres”, dice la investigadora del Instituto de Estudios Fiscales suscrita al manifiesto María Pazos.

Por contra, el documento, dice Castro, aboga por una reforma “que no se plantee como algo aislado del resto de políticas públicas”. Pazos apuesta por un modelo similar al de Suecia, donde eliminaron los incentivos para dejar el mercado laboral e impulsaron medidas para que hombres y mujeres compartieran los cuidados, como la ampliación del permiso de paternidad intransferible: “Un modelo basado en que todas las personas tienen que contribuir al sistema y tener sus propios ingresos durante toda la vida adulta”. En las pensiones por viudedad, piden cambios paulatinos para que, sin dejar de proteger a las mujeres mayores, se incentive a las jóvenes a generar pensiones propias.

About these ads

About Poder, Cuerpo y Género

Poder, Cuerpo y Género tiene como propósito, recopilar noticias, videos, imágenes, actividades, columnas, entre otros, para proveer y promover reflexiones desde el marco cultural así como de las ciencias sobre cómo se imponen, desatan, negocian, y representan las relaciones de poder en torno al cuerpo, desde una perspectiva de género. View all posts by Poder, Cuerpo y Género

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 335 other followers

%d bloggers like this: